Técnicas de Aprendizaje para Mejorar tu Estudio

Si tus pruebas finales o de mitad de ciclo se aproximan, es muy urgente que utilices habilidades de memorización efectivas. Los estudiantes que no estudian, no acabarán bien en las pruebas, así que terminan con bajas calificaciones. Nada más ingreses a la academia, es necesario que adoptes destrezas de memorización eficientes para conseguir mejores notas hasta que entres a la universidad.

Aprendizaje para Mejorar tu Estudio

Aquí cuentas con una lista de las destrezas de aprendizaje más eficientes que emplean los alumnos que obtienen las mejores notas.

Desarrolla sesiones de estudio cortas, pero frecuentes

Lapsos pequeños mas reiterados de concentración son con certeza más objetivos que una sesión extensa de aprendizaje. Inclusive si nada más cuentas con diez minutos para memorizar, empléalos. Después de esto, puedes parar y estudiar por otros diez minutos.

El enfoque de división del aprendizaje por lapsos es bastante útil ya que contempla la estructura en que el cerebro actúa. Debido a que el cerebro precisa tiempo para restablecerse para la síntesis apta de proteínas, ocupar reducidos lapsos de reposo contribuirá a conservar mejor la información.

Lleva a cabo la cadena de estudio usual

Aplica recordar las labores que llevaste a cabo cuando estuvistes en el jardín de niños. Con certeza acostumbrabas usar tu brazo entero entretanto cantabas melodías infantiles a viva voz. En seguida, cuando estabas en el kindergarten, se te pedía que dibujaras círculos o líneas con crayolas. En primer grado, poseías un lápiz y dibujabas círculos más reducidos y líneas para escribir cartas.

Esto muestra en realidad la fase típica del estudio. A todo lo largo de la etapa de estudio, pasaste de lo grande a lo chico, para después perfeccionar los detalles. Cuando estudias para una prueba, será menester tener una noción general y más adelante concentrarte en los detalles.

Considera tu condición emocional

No intentes estudiar si estás abstraído, enfadado, hastiado o con prisa. Es mejor estudiar cuando el cerebro está tranquilizado debido a que funcionará igual que una esponja que absorbe información con poco empeño. Si estás estresado y variable emocionalmente, tu cerebro se rehusará y repudiará la información. Obligarte a acomodarte y estudiar cuando tu mente está en verdad inquieta solamente será una pérdida completa de tu tiempo.

Facilítate la oportunidad de reposar

Esta técnica copia el mismo razonamiento de usar sesiones de memorización reducidas, pero corrientes. Sin embargo, esto tiene que ver con un ciclo de estudio más grande y diario. Al dejarte tomar un recreo sin sentirte culpable, será más tranquilo renovar tu mente y tu cuerpo.

Pero si toda la vida te sientes culpable ya que estimas que deberías de seguir memorizando en vez de sosegarte, tan solo malgastarás tu preciado tiempo de recreo con estrés innecesario. Si estás fatigado, el cerebro se negará a absorber más información. Al tomarte un día de estudio y otro de recreo, podrás gozar de vez en cuando y dejar de continuar angustiado por no estudiar.

Estas sistemas de memorización prácticas, así como descubrir técnicas de lectura rápida gratis, te posibilitarán procesar y retener la información más rápido. Después de todo, ser un estudiante destacado es más asunto de terminar bien en los exámenes, ya sean teóricos o prácticos.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


cuatro − uno =